“La caja de arena de Ryanair”

ryanairDigan lo que quieran sobre Ryanair, pero tienen en todos los casos humor, acostumbraba yo a decir, refiriéndome a los trucos de marketing como éste. (Ryanair har humor: Ver traducción abajo)

Ahora no puedo decirlo más sin que use el imperfecto, porque en mi mundo es el último movimiento de la compañía aérea sólo un golpe rídículo de baja clase que huele más a complejo de inferioridad que a un engreído desafiante.

¿Qué es lo que es tan malo? Bueno, Ryanair ha iniciado una encuesta sobre quién debería reemplazar a Mats Jansson, director ejecutivo de SAS (Mats Jansson, anunció recientemente que dejaría el puesto el año que viene).

Es malo ya aquí, y se vuelve aún peor cuando Ryanair propone los siguientes candidatos:

  • El personal del Mundo de Astrid Lindgren – porque los precios de billetes bajos no son una aventura
  • Benny Andersson (ABBA) – “Take a Chance on Me”
  • Boring Birgitta – para publicar el primer calendario masculino de SAS
  • Elin Nordegren – para deshacerse de equipaje innecesario
  • Ingvar Kamprad – porque los costos más bajos siempre ganan!
  • Ted L. Goransson (Jefe de ARN) – de una organización sin valor a otra

Divertido? No, sólo una triste caja de arena. [Ryanairs sandlåda/http://blogg.svd.se/resebloggen?id=20203]

Ryanair tiene humor

ryanair__michael_o__193487c-709881No es políticamente correcto rendir homenaje a Ryanair, la aerolínea de bajo coste con la que todo el mundo se irrita, pero aun así volamos con ella. Nos enojamos porque el servicio es malo, porque estamos sentados demasiado apretados, porque tenemos que pagar por todo excepto por el billete de avión.

También estamos enojados, y ahora con razón, cuando leemos sobre las dudosas condiciones laborales del personal.

El último ‘golpe’ fue el de los servicios (Ryanair dijo que los pasajeros pronto tendrían que pagar para ir al baño del avión) y que nos lo creímos. La historia de mierda resultó ser sólo una más de una serie de exitosos ‘golpes de relaciones públicas’ organizadas por el jefe ejecutivo de la compañía, Michael O`Leary, un hombre que, más que cualquier otra persona vive por el lema de que toda publicidad es buena publicidad.

No, dar a Ryanair alagos no está como ya se ha dicho nada bien, pero tengo la intención de hacerlo ahora. Ryanair tiene humor. La compañía toma el pelo no sólo a sus pasajeros, sino que se toma el pelo a sí misma. En un concurso en el sitio web de Ryanair se puede ganar 1000 euros si se le ocurre a uno un nuevo cargo que empresa pueda cobrar. Algunas de las mejores propuestas recibidas hasta la fecha están en el sitio web:

  • Cobrar dinero por el papel higiénico con la cara de O `Leary en los rollos de papel.
  • Una tarifa de 2,5 euros para que los pasajeros puedan leer el folleto de seguridad a bordo.
  • Una tasa de 1 euro por la máscara de oxígeno.
  • Una tarifa de 25 euros para las salidas de emergencia.

Un nuevo golpe de relaciones públicas, sí, pero divertido esta vez.

One Comment

  1. No creo que ryanair se tan mala como la pintan… y sino, a las pruebas me remito, que al final todo el mundo acaba comprando billetes con ella asiq…

Leave a Comment

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*