Habló 3 veces con su madre mientras era devorada por 4 osos

Al filo de lo increible

“Mamá, el oso me está comiendo!”: Frenética llamada final de mujer, 19, devorada por un oso pardo y sus tres cachorros.

olga moskalyova igor tsyganenkov - comidos vivosPetropavlovsk Kamchatskiy-

Su padrastro fue también matado en el brutal ataque

Comida viva: Olga Moskalyova, 19, dio un comentario terrible de una hora de duración sobre su propia muerte en tres llamadas separadas a su madre mientras los animales salvajes la mutilaban.

Una madre angustiada escuchaba en su teléfono móvil cómo su hija adolescente estaba siendo devorada por un oso pardo hembra y sus tres crías.

Ella gritó: “Mamá, el oso me está comiendo! Mamá, es tal agonía. Mamá, ayúdame!”

Su madre Tatiana dijo que al principio pensó que estaba bromeando.

kamchatka bron bears

“Pero entonces oí el verdadero horror y el dolor en la voz de Olga, y los sonidos de un oso gruñendo y masticando”, añadió. “Yo podría haber muerto allí mismo de shock.”

Desconociendo Tatiana que el oso ya había matado a su marido Igor Tsyganenkov – padrastro de Olga – imponiéndose sobre él, rompiéndole el cuello y golpeándole el cráneo.

Olga, una psicóloga principiante, vio el ataque a su padrastro en el alto pasto y cañas junto a un río en Rusia y ‘huyó 70 yardas’ (~ 64 m) antes de que la madre osa agarrrara su pierna.

Mientras la osa ‘jugaba’ con ella, se las arregló para llamar varias veces a Tatiana durante el prolongado ataque. Tatiana llamó a su marido – sin saber que ya estaba muerto – pero no obtuvo respuesta.

Petropavlovsk Kamchatskiy

Ella alertó a la policía y los parientes en el pueblo de Termalniy, cerca de Petropavlovsk Kamchatskiy, en el extremo E de Siberia.

Ella les rogó que corrieran al río, donde la pareja había ido a recuperar una caña de pescar que Igor había dejado.

En una segunda llamada, una débil Olga exclamó: “Mamá, los osos están de vuelta. Ella regresó y trajo a sus tres cachorros. Me están … comiendo.”

Por último, en su última llamada – casi una hora después de la primera – Olga sintió que estaba al borde de la muerte.

Con los osos que al parecer la habían abandonado a morir, dijo: ‘Mamá, no duele ya más. No siento el dolor. Perdóname por todo, te amo tanto. “

La llamada se cortó y eso fue lo último que Tatiana escuchó de su hija.

Media hora más tarde, el hermano de Igor Andrei llegó con la policía para encontrar a la osa madre todavía devorando su cuerpo. La malamente mutilada Olga había pues muerto.

Seis cazadores fueron enviados por los servicios de emergencia para matar a la osa y sus tres cachorros.

El doble asesinato es el último de una serie de ataques de osos a través de Rusia, ya que los animales hambrientos buscan comida en las áreas que las personas han invadido y se han instalado en su antiguo hábitat. […] [dailymail.co.uk]

3 Comments

Leave a Comment

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*