La Avenida de los Baobabs en Madagascar

Los centenarios árboles que bordean ambos lados de este camino de tierra pueden convertirse en el primer ‘monumento natural’ de Madagascar.

El camino de tierra que une Morondava y Belon’i Tsiribihina en Madagascar está enmarcado por decenas de árboles baobabs que crean un escenario tan hermoso y único que puede convertirse en el primer monumento natural oficial del país.

Muchos de estos gigantescos árboles caducifolios tienen más de 800 años de edad.

La Avenida de los Baobabs es un afamado grupo de árboles baobab que alinean el camino de tierra  entre Morondava y Belon’i Tsiribihina en la región de Menabe en la parte occidental de Madagascar. 

Atrae a viajeros de todo el mundo y es uno de los lugares más visitados de la región.

Tiene estatus de estatus de protección temporal desde el 2007 otorgado por el Ministerio de Medio Ambiente, Agua y Bosques, primer paso para convertirlo en el primer monumento natural de Madagascar.

A lo largo de los cerca de 300 metros de la ‘avenida’ quedan unos 20-25 árboles de unos 30 metros de altura de la especie Adansonia grandidieri, considerada la especie de baobab más grande y famosa de entre las seis especies endémicas de Madagascar en la Provincia de Toliara. Cerca de una veintena más de árboles de esta especie crecen en arrozales y prados cercanos.

Hay también dos baobabs Adansonia za entrelazados, a unos 7 km al noroeste de la ‘Avenida de los Baobabs’, los famosos ‘Baobab Amoureux’ (Baobabs enamorados) (ver Google Maps). Para obtener buenas fotos lo mejor es llegar al amanecer o al atardecer. La ciudad más cercana a la Avenida de los Baobabs es Morondava.

Leave a Comment

Your email address will not be published. Required fields are marked *

*