EarthRoamer XV-LTS ‘Xpedition Vehicle’

Cada vez hay más personas en todo el mundo que padecen de la ‘psicopatología’ llamada “¡Mírame!”, algo así como un ‘transtorno ególatra’ o trastorno histriónico de la personalidad. Se puede identificar a estas personas de varias maneras.

Una de ellas es que se dedican a comprar productos ‘megacaros’ y totalmente innecesarios como coches, autocaravanas, etc., con el fin de impresionar a los vecinos, amigos y ‘todo cristo’ que pase delante de ellos. 

Otra es que se tatúan partes del cuerpo como las manos, cuello, etc., con el único fin de que la gente les mire hasta en invierno con las ropas puestas. Y mientras la temperatura lo permite van -a poder ser- en camiseta y pantalones cortos para que sus tatuajes se vean bien y con ello conseguir que la gente les mire.

Compran productos fabricados única- y exclusivamente para el mercado compuesto por gente que sufre de la enfermedad llamada “¡Mírame!”. Es triste, muy triste, pero una realidad.

Lo mismo ocurre también con la ‘autocaravana todoterreno’ EarthRoamer XV-LTS, que bautizándola como  AC “tema aventura” (“vehículo de expedición”/’Xpedition Vehicle’/XV), construida en Colorado (5073 Silver Peak Ave., Dacono) y montada sobre chasis Ford F-550 4×4, motor turbo diesel V8 de 6,7 litros, 330 CV, y bastantes virguerías más, pues resulta que el precio comienza a partir de $ 438,800 o casi 400.000 euros, o como escribe la revista Husvagn och Camping, sale más de un millón de coronas más cara que el precio promedio de un chalet en Suecia. Y no solo eso, desde el momento de la orden hasta que recibes la autocaravana tienes que esperar 8 meses después de haber entregado un depósito inicial de $ 50,000 y un acuerdo de venta firmado para reservarla.

A mí toda esta gente que sufre de ‘miramegitis’/’miramepatía’/’mirameosis’, me da pena. Gente que paga 400.000 euros por impresionar al vecino y a los que les miran…!.

Leave a Comment

Your email address will not be published. Required fields are marked *

*