Finlandia quiere abolir el derecho de asilo

Últimas noticias sobre Eurabia


eufronterasFINLANDIA no es capaz de cumplir con el derecho de asilo. Fue la respuesta del presidente Sauli Niinistö cuando abrió la sesión parlamentaria el miércoles.
Fue una triste introducción la que tuvieron que hacer frente los parlamentarios en Finlandia cuando se reunieron por primera vez este año el miércoles.
“La seguridad debe ser mejorada, la inmigración es un problema, la economía es endeble y no se sabe qué más espera”, dijo el presidente Sauli Niinistö al abrir la sesión parlamentaria.
Se puso mayor énfasis sobre la inmigración de refugiados. El tema es de gran actualidad en Finlandia donde desde el cambio de año se prohibió el tráfico tanto a pie como en bicicleta a través de la frontera de Rusia – medios de transporte que antes utilizaban los refugiados para pasar al lado finlandés (y noruego) de la frontera. El conflicto sobre los refugiados procedentes de Rusia hizo que el ministro de exteriores Timo Soini amenazara con imponer aún más restricciones la semana pasada, según el periódico finlandés a Hufvudstadsbladet.
“El cambio es drástico – hace tan solo un año exportábamos nuestros valores, que estimábamos eran del todo superiores, pero ahora tenemos que considerar si ni siquiera nosotros mismos somos capaces de mantenernos a ellos”, dijo Sauli Niinistö.
Es un giro nítido contra su predecesor, la socialdemócrata Tarja Halonen, quien fue presidenta hasta 2012. Sauli Niinistö es presidente de Finlandia del partido liberal-conservador Coalición Nacional.
En su discurso describió Sauli Niinistö la inmigración de refugiados a Europa como un éxodo donde muchos carecen de motivos legítimos de asilo. Según Niinistö son los mayores obstáculos para medidas de mitigación -como el cerrar las fronteras- los acuerdos internacionales y leyes nacionales que garantizan el derecho de asilo. El modificar las convenciones de refugiados no es sin embargo una acción lo suficientemente rápida según el presidente.
“Tenemos que llegar a un punto en el que alguien reconozca que estamos aquí y que ahora no somos capaces de cumplir con todos los compromisos en los acuerdos internacionales”, dijo Niinistö quien añadió que las convenciones deberían haber sido «considerablemente más severas en su contenido” si se hubiesen escrito hoy.
Solicitó señales más claras de la UE sobre limitar la inmigración de refugiados, acelerar el proceso de expulsión y establecer una frontera común. El tema se debate ahora persistentemente entre los países de la UE después de que varios informes muestran que Grecia no es capaz de registrar a los refugiados que llegan al país. Ha hecho que varios representantes del gobierno, entre ellos el ministro del interior de Suecia, Anders Ygeman, cuestionen la posición del país en la cooperación Schengen.
El discurso de Sauli Niinistö fue acogido con diversas reacciones entre los partidos de la oposición y del gobierno.
“El discurso fue frío como el hielo”, dijo el miembro parlamentario socialdemócrata finés Timo Olavi Harakka a YLE (de habla sueca)*, quien opinó que el panorama amenazante que Niinistö expuso era exagerado.
Su colega, la parlamentaria Anne-Mari Virolainen del partido de la Coalición Nacional (en finés Kansallinen Kokoomus), calificó en su lugar el discurso de “sensible” y dijo que las medidas que el presidente solicitó solo servían para “ayudar a los que realmente necesitan ayuda”. [Fuente: Finlands president: Vi klarar inte av asylrätten – di.se]

flyktingarryskagränsen


 

 

Leave a Comment

Your email address will not be published. Required fields are marked *

*