Así se oculta la crisis en la industria automotriz

Las ventas suecas de automóviles continúan cayendo. Ayer presentó la organización del gremio Bil Sweden las cifras de nuevas matriculaciones/registros correspondientes a febrero que muestran un continuado descenso del 13,9 por ciento en comparación con el mismo mes del año pasado. Pero en realidad la situación es peor de lo que los números muestran.

El error está en que las cifras de registros/matriculaciones, que entre otros Bil Sweden publica y se basan en estadísticas del ministerio de transportes/Transportstyrelsen, muestran sólo justamente las matriculaciones/registros de coches nuevos. Pero no es lo mismo que las ventas reales de coches nuevos. La diferencia entre la estadística de registros/matriculaciones y la venta real varía de mes a mes, pero algunos meses la diferencia es de más de diez puntos porcentuales, y la diferencia aumenta.

Esto muestran análisis que la empresa de análisis de mercado Vroom Stockholm AB continuamente hace y que, como los números de registros/matriculaciones de nuevos coches se basan ​​en las estadísticas oficiales del ministerio de transportes/Transportstyrelsen.

El año pasado cayeron las matriculaciones con 25 132 coches en comparación con el año anterior – de 304 181 registros/matriculaciones a 279 049 coches, lo que equivale a un descenso del 8,3 por ciento.

Las ventas reales, es decir, el número de coches que realmente fueron facturados por los vendedores de coches, se detuvo en 223 059 coches. En comparación con las ventas reales en el 2011, de 256 016 coches, son 32 957 coches menos – es decir, un descenso de todo un 12,9 por ciento.

La diferencia entre el número de registros/matriculaciones y las ventas reales permanece en los vendedores de coches, en parte como coches de demostración que eventuales clientes puedan ralizar pruebas de conducción, en parte como vehículos de empresa para los vendedores de coches y su personal.

Algunos vendedores de coches también tienen su propio alquiler de coches como negocio secundario, pero sobre todo cada vez más coches están hoy aparcados y hoy cubiertos de nieve en los patios traseros de los vendedores de coches.

El porcentaje de coches de los vendedores de coches ha aumentado al ritmo de la crisis un promedio de entre un 12 y un 15 por ciento del total de nuevos registros a un 16 por ciento en 2011 y un 20 por ciento en 2012. Sólo en noviembre se quedaron cerca del 20 por ciento de los coches de nueva matriculación en la línea de los vendedores de coches.

personbilsregistreringar_registros_de_coches_turismo

Esto significa que 55 990 coches del número total de coches registrados el año pasado se quedaron en los vendedores de coches. Con el tiempo encontrarán naturalmente los coches nuevos propietarios, pero entonces como usados y con precios fuertemente reducidos.

Para los vendedores de coches en particular, que en la mayoría de los casos compran los coches de concesionarios o filiales suecas de las marcas, significa que se ven obligados a atar capital en los coches no vendidos y que los márgenes se reducen aún más y eso hace a las empresas más vulnerables.

Lo corriente es que los concesionarios, para alcanzar sus objetivos, “exprimen” coches a los vendedores de coches, como un vendedor de coches que quiere permanecer en el anonimato lo expresa. Los métodos varían, pero una forma común es la llamada ‘escaleras de bonificación’, es decir, que cuantos más coches compre el vendedor de coches y los registre, mayor es el descuento del comerciante por coche.

También se puede anotar que el porcentaje de registros de vendedores de coches tiende a aumentar los meses que los fabricantes extranjeros de coches entregan su informes trimestrales y entonces se trata de mostrar resultados ‘bonitos’ para el mercado.

– Puede haber varias razones posibles por las que el porcentaje de registros de coches de vendedores de coches ha aumentado y además varía entre las distintas marcas, dice Magnus Nylander, CEO de Vroom.

– Pero lo más importante, a mi entender, es que uno debe tener una imagen correcta de las ventas reales, es decir, la cantidad de coches que son comprados por personas privadas o por empresas que no son vendedoras de coches. Tiene importancia para muchos, no menos el propio gremio, que necesita datos reales sobre el mercado para hacer sus predicciones futuras, dice Magnus Nylander.

En Bil Sweden, que cada mes informa cifras del ministerio de transportes/Transportstyrelsen, dice el responsable de estadísticas Mats Mattsson que hay dos razones importantes para que solamente se publiquen los nuevos registros, a saber, que es que se ha hecho durante tanto tiempo que la estadística resulta consistente y refleja el desarrollo correctamente, pero sobre todo que es la forma internacionalmente aceptada para llevar estadísticas en la industria automotriz.

Por ejemplo se basa también la Asociación de Constructores Europeos de Automóviles (Acea) en las estadísticas de nuevos registros/matriculaciones de los países europeos. [svd.se/naringsliv/motor/sa-morkas-krisen-i-bilindustrin_7960034.svd]

Leave a Comment

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*