New York

Nueva York es mucho más que rascacielos, Manhattan y Central Park. El estado de Nueva York es también campo, bosques y las cataratas del Niágara.

La mayoría de los que aterrizan en el aeropuerto de Newark están sentados, después de haber hecho cola en el control de pasaportes alrededor de una o unas horas, en el tren a Nueva York.

N F -

Nosotros buscamos en cambio nuestro coche de alquiler, un Chrysler Voyager, llenamos el reproductor de CD con Bruce Springstein, damos la espalda a los rascacielos y conducimos a través del paisaje industrial de Nueva Jersey, adentro al estado de Nueva York, a través del campo rural hacia las Cataratas del Niágara en la frontera entre Estados Unidos y Canadá.

Niagara_falls_panorama

En realidad son tres cataratas diferentes: las «cataratas Americanas» (Nueva York), las «Horseshoe Falls” o cataratas canadienses» (Ontario) y las Bridal Veil Falls («cataratas Velo de Novia»). La mejor vista está en el lado canadiense.

Bridal_Veil_Falls_Canadian_Horseshoe_Falls_with_Buffalo_in_background

Después de unos días en las zonas en torno a las cataratas nos fuimos a lo largo de uno de los grandes lagos, el lago Erie, abajo hacia Cleveland, Ohio. De vez en cuando salimos fuera de la carretera principal para adentrarnos en el bello paisaje.

N F

Cleveland, otrora ciudad industrial floreciente que se fue a la quiebra en 1978, es hoy quizás más conocida por su museo de rock Rock and Roll Hall of Fame.

Rock_and_Roll_Hall_of_FameNo Guns Sign

En un compejo comercial en terreno veraniego en la ciudad encontramos además un notable mercado navideño inspirado en Dysney. A la entrada del palacio de justicia (U.S. Courthouse) había un cartel que informaba de que está prohibido llevar armas de fuego consigo.

En una parada rápida en Pittsburgh, la ciudad con la mayor cantidad de puentes del mundo (446) y artistas como Evgeni Malkin y Sidney Crosby en su equipo de hockey, segimos adelante por la Interstate 70 a Washington, D.C..

Pittsburgh

En la capital, dejamos el coche en el aparcamiento del hotel, no muy lejos de la Casa Blanca. Las distancias no son más grandes que tú puedas ir ‘a pata’ a la mayoría de los destinos turísticos. Por otra parte, hay tanto buenas líneas de autobuses como de Metro.

LIMITES DE VELOCIDAD:

  • En las carreteras interestatales se aplica 65, 70 ó 75 millas/h (cerca de 105, 112 ó 120 km/h)
  • En las zonas urbanas se aplica 30 millas/h (unos 50 km/h)

COMBUSTIBLE:

  • El precio es la mitad que en Suecia
  • El combustible se vende por galones: 3,79 litros
  • La gasolina se llama gas, o gasoline, diesel gasoil
  • Los índices de octano son diferentes que en Europa
  • Regular 87 es el más común
  • El etanol E85 existe, pero no es muy común
  • En zonas escasamente pobladas, llena el depósito cuando veas una gasolinera. Puede ser muy lejos hasta la otra

Es fácil de conducir en EE.UU.. Pero cuenta con estándares variados en las carreteras.

Recientemente constató la asociación estadounidense de ingeniería que las carreteras de Estados Unidos, puentes y otras infraestructuras necesitan ser renovadas por 100 millardos de dólares al año.

-Las carreteras estadounidenses son a menudo de sorprendentemente no muy buen estándar. Esto también se aplica a las carreteras principales de la capital donde pasa el tráfico pesado. Pero, por supuesto, también hay carreteras que son muy buenas, dice el experto en viajes de motormannens.se Karl von Schoultz.

Speed_Limit_35GAS STATION

A pesar del variado estándar de la red de carreteras sigue siendo EE.UU. la tierra prometida del coche. Es fácil de conducir en el país, los precios de combustible son bajos y la cultura de tráfico en general es civilizada y amistosa. Además son las normativas de tráfico, con algunas excepciones, casi como en casa.

Por el contrario puede ser un poco ‘así y asau’ con las señalizaciones, especialmente si se sale de las carreteras principales. Así que mantén un ojo en el número o nombre de la carretera.

-Faltan a menudo señalizaciones en las intersecciones. No es tampoco igual de común como donde nosotros, con señalizaciones de nombres de localidades. Un buen consejo es asegurarse de obtener un buen mapa o GPS antes de lanzarse a las carreteras, dice Karl von Schoultz.

-No menos debes tú como turista tener cuidado de conducir demasiado rápido. La policía de tráfico estadounidense Highway patrol vigila las carreteras de forma tal que nosotros en Suecia tenemos difícil de imaginárnoslo. [escribe la revista MOTOR de motormannes.se]

Leave a Comment

Your email address will not be published. Required fields are marked *

*