Salud exige al asador de Marbella que cumpla la ley antitabaco

La Junta indica que el incumplimiento de la normativa podría suponer una sanción muy grave, con multas desde los 10.001 a los 600.000 euros

asadorguadalmina1La Delegación Provincial de salud de la Junta de Andalucía ha entregado este miércoles en mano al propietario del Asador Guadalmina de Marbella (Málaga), José Eugenio Arias, un requerimiento para que deponga su actitud, retire los carteles en los que informa de que no acepta la Ley Antitabaco y cumpla la normativa.

Así, desde el Gobierno andaluz han advertido al empresario de que si no depone su actitud, se le abrirá el correspondiente expediente, que podría derivar en una sanción muy grave, que incluye multas que van desde los 10.001 a los 600.000 euros. […]

Precisamente, desde la Delegación Provincial de salud han dejado claro que se pondrán todos los mecanismos necesarios para hacer cumplir la normativa.

Por su parte, el propietario del Asador Guadalmina está recogiendo desde este miércoles en su restaurante firmas contra esta normativa para trasladarlas al Defensor del Pueblo. Además, contempla la posibilidad de transformar su negocio en una sociedad gastronómica para que no tenga cabida dicha prohibición.

“Sigo en mis trece, he dado un paso para adelante y ahora no me voy a echar para atrás; no se puede permitir este asalto que nos ha hecho el Gobierno; además, ya somos varios los que en distintos puntos de España estamos actuando así y creo que cada día que pase vamos a ser más”, ha defendido. “Me da igual que a la gente le parezca bien esto o le parezca mal, yo estoy expresando mi opinión y defendiendo mis derechos como local privado”, ha aseverado.

El asador rebelde de Guadalmina continuó ayer haciendo ostentación de la desobediencia civil en la que incurre al mantener los carteles en los que informa que el establecimiento no aplica la ley antitabaco. “Nada ha cambiado. Estoy igual de contento que mis clientes”, aseguró a este periódico el propietario del negocio José Eugenio Arias. El empresario donostiarra se mantiene erre que erre, pese a que ayer recibió la visita de un inspector de salud de la Junta de Andalucía para comprobar el cumplimiento o no de la norma que entró en vigor el pasado domingo. El acta que se levantó será enviada a los servicios jurídicos de la Delegación, que determinarán la gravedad de la infracción que se está cometiendo.

Sanciones

El subdelegado del Gobierno en Málaga, Hilario López Luna, ha advertido de que la reforma de la Ley Antitabaco que entró en vigor el pasado 2 de enero “es de obligado cumplimiento”. Asimismo, ha precisado este miércoles que es la Junta de Andalucía a quien corresponde velar por el cumplimiento de esta norma y, por tanto, espera “que así lo exija a este establecimiento y a todos”.

Por su parte, el propietario del Asador Guadalmina, José Eugenio Arias, ha manifestado su intención de aunar fuerzas, por lo que ha hecho un llamamiento al resto de los hosteleros del territorio nacional.

En caso de que le cerraran el local, ha dicho, se marchará de España y llevará su postura “a las máximas consecuencias”, de forma que tampoco descarta acudir al Tribunal Constitucional, ya que, a su juicio, el Gobierno ha prohibido fumar por resultar incongruente la ley.

Además, ha agregado que, puesto que su restaurante -que advierte en varios carteles de que no aplicará esta normativa haciendo uso de lo que entiende como sus “derechos”- es un negocio privado, su propietario puede hacer lo que quiera dentro de él. [Salud exige al asador de Marbella que cumpla la ley antitabaco. SUR.es]

chivato

prohibido-fumar

Justo eso que menciona el propietario del asador Guadalmina es lo que deberían hacer todos los propietarios de bares y restaurantes, “aunar fuerzas”!. Y eso mencioné también en un post anterior, que me extrañaba lo poco que han protestado los españoles.

Si la cifra de que hay unos 260.000 bares y restaurantes en España es cierta, ¿qué harían el gobierno y sus chivatos  si hubiese por ejemplo 160.000 bares y restaurantes que no obedeciesen como borregos esta ley dictatorial?. Ya sólo falta que les paguen un pequeño salario también, como comentaban en tiempos de Franco en pueblos de Gipuzkoa, que pagaban 5.000 pesetas mensuales a los chivatos. Por lo menos así se oía en Villabona.

Sería interesante saber las conversaciones que mantuvieron la ministra y otros del gobierno antes de llegar a la conclusión de seguir adelante con esta ley bandolera. Los detalles que les animaron a hacer realidad una ley catequista como esta.

  • ¿Será que están detrás de obtener más votos en las elecciones?
  • ¿Será que pensarán recaudar más que lo que recaudan ahora al haber considerado los ‘plus’ y los contras?
  • ¿Será que aún así saldrán ganando con las recaudaciones estatales que vayan a sustituir a los actuales impuestos de bares y restaurantes, cuando por lo menos la mitad vayan a la quiebra, vendan los negocios y locales y otros tipos de negocios se instalen en esos locales?
  • ¿Será que recaudarán millones de euros anuales de las tarifas que impongan para dar permisos de instalación y/o ampliación de terrazas existentes?
  • ¿Será que habrán pensado que la venta de estufas para terrazas y otros productos relacionados con la instalación de estas podrá subvencionar los costos que supongan los cientos de miles de gente que irán al paro cuando decenas de miles de bares y restaurantes cierren?.
  • ¿Cuánto dinero habrán calculado en recudar anualmente en concepto de multas efectuadas por medio de la información de los chivatos?

Lo dicho, algo habrían visto que les convenciera, algo así como para concluir que “con esta ley… salimos ganando!”, para cuando han seguido adelante, haciendo el ridículo en todo el mundo. Como ayer, que en un diario sueco escribían algo así como “Tú que fumas: ten cuidado en España, que te pueden multar de 270 a 5.400 coronas!”, que es supuestamente la ley más dura de todo el mundo, que lo que antes estaba prohibido en Suecia estaba permitido en España, pero que eso de que España ERA un ‘paraíso’ ya se acabó, etc.

¿Habrá tenido en cuenta esa ministra al considerar los plus y los contras en sus planeamientos, la cantidad de extranjeros que se irán de vacaciones a otro país, sólo porque ahora España se ha vuelto tan aburrida como el interior de un convento de franciscanos con normas muchísimo más rígidas que las del dictador Franco?

Algo habrían visto que nada, absolutamente nada, tiene que ver con la salud de los españoles, que si así fuese, toda la venta y fabricación de tabaco la habrían prohibido. Pero en vez de eso, además de joder la marrana a todos los fumadores, les suben el precio.

Qué poca vergüenza!. Qué jeta!. Qué falsos!. Qué asco!. Y esto hacen los socialistas. Yo que nunca he pertenecido a ningún partido político. Que la mayor parte de mi vida la he pasado fuera de España. Y que de los únicos que había oído hablar mierda era de los del PP, resulta ahora que los socialistas salen con esta parida. Qué asco! Qué falsos!. Y Zapatero con su carita inocente sonriendo y diciendo que se preocupa de los fumadores pasivos, y que la ministra no había ‘inventado’ eso del nuevo chivatismo español, que sólo había contestado a una pregunta de los periodistas’…

Uno se pregunta cómo puede dormir esta gente en medio de tanta falsedad y tanta mentira.

Nunca más acertado aquello de “Antes todo era mejor”!.

Leave a Comment

Your email address will not be published. Required fields are marked *

*