“¡Arriba España y el tabaco!”

El olor a pacharán y puros imperaba ayer a la hora de la sobremesa en el Asador Guadalmina, de Marbella (Málaga), el primer restaurante que se declara insumiso a la ley antitabaco.

asad guad

Su propietario, el empresario donostiarra José Eugenio Arias-Camisón, colocó el pasado domingo dos carteles en los que anunciaba que la norma que impide fumar en todos los espacios públicos cerrados “no será aplicada” en su “negocio privado”. 

Arias-Camisón aprovechó el pasquín para acusar al Gobierno de usar la ley “para tapar siete años de destrucción masiva de España”.

En el asador, entre chuletones, alcohol y tabaco, se respiraba un ambiente (cargado) de asamblea clandestina. Los rebeldes eran grupos de hombres -aunque también padres de familia con sus hijos- que exhibían gruesos puros en un gesto de lucha por la libertad. “¡Arriba España y el tabaco!”, gritó un joven al salir.

Imatge-lAsador-Guadalmina-Foto-EFE_ARAIMA2

“Algún cliente se ha quejado, pero el 90% de la gente que viene aquí es fumadora y la ley nos perjudica”, afirma Javier, el encargado.

“Es increíble que un partido de izquierdas pueda coartar así la libertad. Estoy de acuerdo con el dueño”, dice Miguel, policía local y no fumador.

No todos los clientes piensan lo mismo: Bianca, embarazada de tres meses y madre de dos hijos, acudió a comer invitada por unos amigos. “No me he ido del restaurante por no cortarles el rollo, pero he mandado una denuncia con foto a Facua”, afirmó. [FERNANDO J. PÉREZ/“¡Arriba España y el tabaco!” · ELPAIS.com]

 

 

LEY ANTITABACO EN ESPAÑA

– La ley más idiota de “todo el mundo y parte del extranjero”

– Reflexiones

Hace meses leí así rápido algún titular sobre que había una ministra del gobierno de Zapatero que quería ‘ir más allá’ con eso de prohibir fumar, que iba a sacar una ley que más o menos implicaría que no se podría fumar en ningún sitio. Pensé igual de rápido que “esta tía debe de estar chalada” y no volví a pensar más en ello. Pero hace una semana y pico casi se me revuelven las tripas al leer que esto iba a ser realidad. Que aunque el PP en último momento intentó mantener los habitáculos para fumadores en bares y restaurantes, aún y todo habían conseguido sacar la ley adelante.

Desde entonces no he hecho más que pensar mierda de esa ministra y de todas personas que la han votado. Me parecía y me parece una ley de lo más idiota que he oído en mi vida. Y no acababa de entenderlo. Hasta que hoy he caído de qué va todo el rollo!.

Como ya toqué en un post anterior, esta ley no tiene nada que ver con que esa ministra quiera el bien y la mejor salud de los españoles. Si así fuera, hubiese cerrado todas las instalaciones de producción de cigarrillos, puros y productos relacionados, además de también prohibir la consiguiente venta de tales productos, o sea, estancos, etc., que matan a los españoles. Para comprender esto no hace falta tener ni dos dedos de frente. Pero ni la ministra ni el gobierno han hecho ni hacen nada que apunte a esa dirección. O sea, que la intención es otra completamente diferente a que se preocupan de la salud de los españoles.

Si yo no fumo (o no fumaba) antes de que esta ridícula ley entrara en vigor: Dónde estaba el problema? Con no entrar a bares de fumadores, la cosa estaba solucionada!.

Los políticos, como todo el mundo sabe, son mentirosos de profesión. Desde que se levantan por la mañana y hasta que se acuestan por la noche, lo único que piensan es algo así cómo: “Si decimos esto nos votarán tantos y si decimos aquéllo nos votarán tantos más”,  o sea, que decimos AQUELLO!!!.

En varios medios he leído que han calculado que en España hay cerca de un 70 por ciento de no fumadores. Entonces estos políticos habrán pensado: “Si sacamos una ley antitabaco, nos votarán un 70 por ciento de la población española”!. Y ahora que estamos a punto de ir a la calle (a la oposición), con esto de la crisis y tal, pues venga! A por la ley antitabaco!. Y lo han conseguido.

Al mismo tiempo me extrañaba (hasta hoy) cómo no ha habido más protestas en España sobre esta ley absurda y me preguntaba: “Será que los españoles se han vuelto igual de ‘memos’ que los suecos que dicen a casi todo lo que dice el gobierno que sí y no protestan?.

Pero como he mencionado más arriba, al ver el noticiario de TVE INT. hoy, como que se me ha quedado todo claro. Han dicho que las ventas de estufas para terrazas de bares y restaurantes se ha multiplicado por diez, que casi todos los bares y restaurantes van a solicitar permisos para abrir terrazas y los que ya las tienen para ampliarlas en los casos en los que esto sea posible. Y ahí como que se ha caído la manzana del árbol y todo me ha quedado claro, del por qué no ha habido más protestas.

Lo veo yo como que los que van a sufrir la torta son todos aquellos bares y restaurantes que no tienen posibilidad de abrir terrazas. O sea, los que se encuentran en calles estrechas, etc. Qué qué harán estos restauradores? Pues muchos (me imagino) abrirán ‘sustitutos’ a sus bares en el primer local al que puedan echar mano o si no a algún piso encima del bar en el edificio donde están ubicados y lo transformarán en ‘local o bar negro para fumadores conocidos’ al que enviarán a todos los clientes adictos al tabaco de forma simulada y vigilada, con un ‘portero’ que controle la entrada y permita entrar sólo a ‘conocidos’ y cerrando luego bien para que no entre gente que venga con otras intenciones.

Los bares y restaurantes que hoy disponen de terraza habrán dicho algo así como: “Bueno, pues ampliamos la terraza, la ponemos calentita con estufas y tal y…aquí no ha pasado nada!!!”.

Esta ministra que tanto se preocupa de la salud de los españoles…, si tanto ama a los españoles, por qué no se habría metido de monja en algún convento perdido por ahí?

Leave a Comment

Your email address will not be published. Required fields are marked *

*