Las claves del jamón ibérico

Consejos para comprar bien en Navidad

  • Ibérico, Puro y Bellota, los tres apellidos de la aristocracia del jamón
  • Recuerde que no todo el cerdo es ibérico ni todo el ibérico es de bellota
  • Existen cuatro denominaciones: Huelva, Pedroches, Extremadura y Guijuelo
  • El jamón de Teruel y el de Trevélez es jamón serrano, no es ibérico
  • El jamón ibérico puede ser de cebo, de cebo de campo, de recebo o de bellota

Como en las últimas semanas una operación de inspección que detectó el fraude de una empresa en el etiquetado de productos ibéricos ha podido llevar a alguna confusión en el consumidor, aquí van unas cuantas ideas para saber qué se compra cuando se trata de jamón y desentrañar unas informaciones que si no se conoce el significado de algunos términos pueden resultar incomprensibles.

En primer lugar el consumidor debe saber que no todo el cerdo es ibérico ni todo el ibérico es de bellota.

Según la raza

Según la raza del animal hay cerdo ibérico (de piel oscura), cerdo blanco (de piel rosada) y cruce de ambos. La Norma de Calidad del Ministerio de Medio Ambiente y Medio Rural que está en vigor desde 2007 acepta denominar en las etiquetas como cerdo ibérico a los cerdos cruzados de madre pura ibérica y cerdo de la raza ‘duroc jersey’ en un porcentaje de 50%.

Cuando el producto que vamos a comprar procede de un animal cien por cien ibérico (padre y madre ibéricos 100%,) en la etiqueta aparece el nombre Ibérico Puro. Si no, debe figurar en la etiqueta simplenente “ibérico”. Esto provoca el malestar de los ganaderos de dehesa y cerdo ibérico puro que quieren cambiar la actual norma de calidad para excluir al cruzado al 50% de la denominación de ibérico.

Según la alimentación

En el ibérico, según la alimentación del animal hay las categorías de cebo, cebo de campo, recebo y bellota y así debe figurar en la etiqueta. […]

Según el aspecto

Ya en la tienda o en el bar a través de los sentidos podemos apreciar que las piezas de jamones ibéricos son largas y estilizadas. La caña del jamon iberico debe ser fina y la pezuña suele ser negra, aunque a veces puede presentar manchas o vetas blaquecinas. […]

Las denominaciones

Existen cuatro denominaciones de origen del jamón ibérico. Jamón de Huelva: Los cerdos pueden proceder de varias provincias zona de producción de cerdos está constituida por las dehesas de encinas, alcornoques y quejigos situadas en las provincias de Sevilla, Córdoba, Huelva, Cádiz y Málaga, así como en las provincias de Cáceres y Badajoz, pero la zona de elaboración se limita, para conseguir la denominación, a treinta y un municipios en la sierra de Huelva,

La Denominación de Origen Protegida Jamón de Huelva es la que se popularmente se conoce como Jabugo, nombre de uno de los municipios onubenses más conocidos por sus productos ibéricos.

Precisamente el consejo regulador, que preside el ex presidente de la Junta José Rodríguez de la Borbolla, está pendiente de que el Ministerio de Medio Ambiente y Medio Roral acepte el cambio de denominación a Jamón de Jabugo, nombre más popular, y dé los siguientes pasos para su formalización en la Unión Europea.

Los Pedroches: Es la de reconocimiento más reciente. su zona de producción y elaboración se circunscribe a los municipios de la comarca cordobesa de Los Pedroches.

Dehesa de Extremadura: Los jamones y paletas elaborados en 85 municipios de las provincias de Badajoz y Cáceres. Especialmente conocidos son los de la Sierra de Montánchez.

Guijuelo: Los jamones y paletas corresponden a cerdos ibéricos pertenecientes a comarcas agrícolas de las provincias de Salamanca, Ávila, Zamora, Segovia, Cáceres, Badajoz, Sevilla, Córdoba, Huelva, Ciudad Real y Toledo, pero la zona de elaboración se circunscribe a 77 términos municipales situados en el sudeste de la provincia de Salamanca. […] [Olatz Ruiz/elmundo.es/elmundo/2010/10/31/andalucia]

One Comment

Leave a Comment

Your email address will not be published. Required fields are marked *

*