Duermen con cocodrilos

“Van a comérsela”

coco

Más y menos sobre “el animal doméstico”. ¿Piensas también en tener un cocodrilo como mascota?. Jonas Wahlström da sus más y sus menos. No los hay.

Los cocodrilos ven todo lo vivo como alimento y no dudan en satisfacer sus necesidades. Son depredadores y si son irritados pueden morder. Los cocodrilos pueden medir más de 7 metros de largo y pesar más de una tonelada.

Vicki Lowing tiene cocodrilos en la cama – es advertida por Jonas Wahlström del Skansen.

Vicki, de 53 años, tiene un verdadero animal salvaje en la cama – todas las noches.

Pero según el experto en reptiles Jonas Wahlström la muerte se agazapa entre las sábanas:

– Los cocodrilos no son muñecos de peluche. Ellos se la comerán, dice él.

Vicki Lowing en la ciudad australiana de Melbourne ha tenido cocodrilos durante 30 años. Ella se interesó por los reptiles verdes ya desde pequeña.

– Vi una película sobre cocodrilos en los años 60 y desde entonces quedé atrapada. Recibí una serpiente de mi madre cuando tenía cuatro años y obtuve mi primer cocodrilo cuando tenía 22, dice ella al Daily Mail.

Ahora tiene ella nada menos que tres cocodrilos – Johnie, Fovian y Jilfia – en la casa que comparte con su hijo de 16 años Andrew.

Ya cuando era un bebé tuvo que aprender a competir con los cocodrilos para llamar la atención de su madre. La mayor rival era Johnie, 14, que ahora mide 1,5 metros entre la cabeza y la cola y pesa 12 kg.

– Si Johnie pensaba que Andrew recibía demasiada atención, ella tomaba los juguetes de él y los escondía, dice Vicki orgullosa.

Las mascotas duermen con ellos por las noches – pero no son todos los que los aprecian. Los vecinos mantienen la distancia y el hijo ha tenido problemas para traer chavalas a casa.

Problema con las chicas

– Los cocodrilos no preocupan a Andrew, pero sin duda preocupan a sus amigas. La última chica salió corriendo tan pronto como vio a Johnie, dice Vicki.

A pesar de ello se niega a renunciar a su amor por los cocodrilos.

– Tendré cocodrilos hasta que me muera, dice con firmeza.

Y lo más probable es que lo haga muy pronto, al menos según el experto en animales Jonas Wahlström:

“Locura”

– Tener cocodrilos en el hogar es una locura completa.  Dormir con ellos es aún peor. Tarde o temprano creo que los cocodrilos van a pensar que sus compañeros de cama tienen muy buena pinta (‘están muy buenos’). Y entonces como plato. [aftonbladet.se/nyheter/article7764765.ab]Vicki Lowing, 53, har riktiga vilddjur i sängen

Leave a Comment

Your email address will not be published. Required fields are marked *

*